Gilwell experience

¡Buenos días! Hoy nos hemos levantado con mejor humor si se puede y menos gruñidos ya que ha sido el sol el que nos ha despertado a las 9:30  y no el despertador a las 7:00 como hasta ahora.
Nada más desayunar nos hemos dado una bien merecida ducha (la segunda de todo el viaje). Ya limpios y aseados nos hemos dispuesto a conocer Gikwell Park a plena luz del día.
Hemos empezado por la zona de acampada a la vez que buscábamos el coche de Baden Powell. Continuamos por la zona central a la que llegamos entre ardillas, liebres y algún zorro escondido. Una vez allí visitamos el Gilwell Museum donde Isma y María aprovecharon para contarnos un par de historias que nos dejaron bastante sorprendidos. Del museo pasamos a la tienda para comprar algún souvenir acordándonos de los que se han quedado en Madrid. Después de ver algunas construcciones y hacernos unas cuantas fotos, volvimos a nuestra parcela para hacer la comida.
A las 17:00, después de reposar la comida, comenzamos las actividades de nuevo. La primera, organizada por los scouters, ha estado orientada a conocer otros grupos que también están acampados aquí. Tal y como estaba programa hemos organizado un torneo de fútbol con otros 2 grupos scouts a los que el Kimball ha demostrado que “despliega calidad a raudales” (frase que Ismael no paró de repetir durante el resto del día).
Por último recuperamos el stalking que estaba programado para Sherwood y entre persecuciones a Lady Marian y su doncella y rebozamientos entre ortigas, terminamos jugando a los típicos juegos que han marcado nuestra infancia (liebre, bote botero…) con los que nos lo hemos pasados como niños.

image

Publicado en Entradas.

Un comentario

  1. Muy Buena Foto, si si.. Felices como Niños con zapatos nuevos ….!!!!

    Gonzalo, ten cuidado como se suelte la Mano.. 🙂

    A seguir disfrutando.

Los comentarios están cerrados.